domingo, 29 de junio de 2008


Y si me extraño a mi mismo? O no a mi mismo, pero si a una parte de mi.

A la parte que se le ocurren esas ideas que tanto me gustan, divierten, entretienen, conmueven...
.

Si estás leyendo esto volvé, posta que no soy mucho sin vos. .

Quizas no de golpe, si querés podés pasarte de vez en cuando a saludar, o sentarte a tomar un Té conmigo.

Y de paso susurrame algo al oído, una oración, un párrafo, un algo.
. .

You took my breath away... . .

I´m gonna need it back someday. .

.

domingo, 22 de junio de 2008

Música - Musique - Musik - Музыка - 音 乐


Todo comenzó con ese golpe, esa vibración, esa nota.
Y así veía el mundo;
sonidos. Cada superficie, cada textura, todas diferentes, todas únicas.
Y siguió golpeando.

Y salió a caminar.









Todo comenzó con ese golpe, esa vibración, esa nota.
Y así veía el mundo; sonidos. Tonos, colores todos provenientes del mismo lugar,
todos derivantes de la misma base.
Y siguió golpeando.
Y salió a caminar.









Todo comenzó con ese golpe, esa vibración, esa nota.
Y así veía el mundo; sonidos.
Millones de
opciones, un arcoiris de variaciones y la misma cantidad de formas para conseguirlas.
Y siguió golpeando.

Y salió a caminar.






Todo comenzó. No hubo golpes. Un sentimiento, luego vibración, luego nota.
Y así veía el mundo; sentimientos. Cada uno ligado a un momento,
cada momento ligado a una nota.
Y siguió vibrando.

Y salió a caminar.





Y en el camino se encontraron.
Cada uno con su sonido.
Cada uno disfrutando el sonido del otro.
Y se unieron en canción.
Y siguieron caminando.







domingo, 15 de junio de 2008


Boleto $1
Nafta 0,853 pesos el Litro

Enamorarte
a primera vista en el colectivo no tiene precio



martes, 3 de junio de 2008


Capítulo II

No conocemos porque no queremos conocer.
Aldous L. Huxley


. . . y en ese dia encontré al hombre en la montaña.


Oros - Habla, extraño, que tu silencio perturba hasta al viento que nos roza. Tan inmóvil como el monte mismo que hubo de ser escenario de nuestro encuentro, inanimado como la roca que reposa al borde del camino. . . mas no muerto, tu mente parece transportarte a cúspides divinas y tus ojos insondables relatan una historia que me es ajena. Habla ahora, y descarga en mi tu pena.

Ego - Habla de penas, habla de cimas, de historias y de cosas ajenas cuando es lo que no conoce, todo lo que ignora, lo que apreciar debiera. Busca ignorancia, pues el conocimiento tortura, persigue y lacera.

Oros - ¿Huyes al conocimiento? Huye a la vida entonces, pues el conocimiento es su significado.
Huye al aire, al agua y a todo alimento; cava una tumba y declárate muerto.

Ego - Palabras vanas manchan vuestros labios, solo el que ignora el verdadero saber lo aprecia y apreciar lo desconocido es la mas fútil empresa. Si padecieras el suplicio que el conocimiento conlleva separarías tu mente del mundo y mi mañana sería serena.

Oros - Parto entonces, si es que perturbo tu mañana con ignorancia, pero ningún hombre conoce lo que no debiera, o compartes mi ignorancia o más que un hombre te sueñas.


. . . continué mi marcha por el monte. Leguas de caminata después, el grito del hombre perturbó mi alma entera.






¿Continuará?

lunes, 2 de junio de 2008


La inspiración existe, pero tiene que encontrarte trabajando.
Pablo Picasso

Capitulo I

. . .y trabajando estaba ese día cuando la inspiración por fin me cruzó mi camino:

Ego - ¿Dónde, oh fuente de sabiduría, gloria máxima, luz divina, has pasado estos días, estas horas, estos años. . . estos años que he estado esperando tu arribo?


I - ¿Cuestionas a la luz? ¿Exiges saber su procedecia? ¿Osas desafiarla con preguntas en lugar de regocijarte en su magnificencia? Vete ya, pues mi presencia insultas con tu insolente mirada.


Ego - Ruego vuestro perdón divina fuente, nombra el risco mas impío y haré de él mi lecho eterno, una palabra tuya y esta insignificante vida que solo ha existido para contemplarte se extinguirá en un instante.


I - Las lenguas de los hombres exudan lisonja y por éste, defecto de tu casta, no serás castigado. Escucha ahora, las palabras que he de pronunciar.

Dolorido, desconcertado y desnudo habría de despertar


minutos



horas


años


VIDAS
después.



Pero despierto como nunca.

continuará. . .