lunes, 15 de septiembre de 2008


son como piedritas que caen en el lago de mi alma y hacen ondas que me sacuden todo.


Pequeñas frases, pequeñas palabras.

Cosas que sabías. Cosas que preferías ignorar.

Las dicen y te imaginas una caverna, una caverna profunda con un lago azul en el fondo. Un lago profundo, obscuro pero luminoso. Hacia arriba, la única salida de la caverna, un tunel que sube, sube y sube. Por ese tunel cae, cae, caen esas cosas. Caen por ese tunel y las ves acercarse a la superficie. Rezás porque no la toquen, rezás.


Se sumergen con un golpe.

Y las ondas se mueven y se mueven.

Crecen y crecen.

Y de repente el lago azul se desborda y te inunda todo.

Y el tunel se llena, se llena y se llena.

Y el lago encuentra 2 puntos de escape.

Dos pequeñas salidas.

Muy angostas.

Al lago le cuesta salir.

Pero lo logra.


Gota a Gota.

.

lunes, 8 de septiembre de 2008

- Bueno -pensó- descanso hasta las 4 y treinta y dos. Bajó las escaleras, un peldaño a la vez.

2 horas 12 minutos. Sumándole los 34 minutos extra que había hecho el día anterior. . .

34 más 12. . .

30, 40;

4, 5, 6; 46 minutos; 2 horas 46 minutos.

Para las 4 horas y media (la cuota diaria) 2 horas. . . no, 1 hora algo. . .

2 hs 46 min + 1 hr. . . 3 hrs 46 min asi que 15 min son 4h más 30min. .


1 hora 45 minutos


Al finalizar su cálculo se encontró a si mismo frente al televisor con una taza de café en la mano. Una grata sorpresa. ¿Le había puesto azucar? Miró hacia atrás. Las partículas de azucar en la mesada respondieron su pregunta. Tomó un sorbo del negro y espeso líquido. Negro, espeso y AMARGO líquido. Maldita decantación. Contempló la idea de caminar los 11 pasos que lo separaban de la mesada y las cucharitas. La descartó rápidamente. Miró la taza y los hilos de vapor que se levantaban de la superficie del líquido. Dudó un momento; luego actuó.


Momentos después, con la bebida endulzada, la boca contenta y el dedo índice dolorido se dispuso a terminar su taza y relajó su cerebro. Miró su reloj. 4 y cuarenta y uno.

Mas los 3minutos que el reloj atrasaba. . . 41, 2, 3; 4 y cuarenta y tres.

Con un suspiro apagó el televisor, subió las escaleras, marcó el código de logueo y el teléfono sonó: "Hello this is interpreter 8128, my name is Tom, How may I assist you today?"

domingo, 7 de septiembre de 2008



El hombre es un ser racional, frío e insípido.
.
Y luego llegan ellas.
.
Que nos revolucionan, nos sorprenden, nos pintan de colores.
.
El hombre es un ser coherente, indiferente y analítico.
.
Y luego llegan ellas.

.
Que nos emocionan, nos apasionan, nos enternecen.
.
Ellas, a veces, se quedan; A veces no, a veces se van.
.
Nos hacen gritar, nos hacen cantar; Nos hacen nacer, morir y llorar.
.
Nos hacen querer, nos hacen amar; Nos hacen perder, reir y ganar.
.
.